Infórmate > Noticias 

Noticias 

Vivian Maier, la fotógrafa en la sombra que retrató la sociedad estadounidense
Compartir en Facebook Compartir en Twitter

01/02/2019

Durante toda su vida ejerció como niñera mientras su trabajo fotográfico permanecía oculto. Hoy se ha convertido en todo un referente de la fotografía de calle.

1 de 1

Si algo caracterizó la vida de Vivian Maier fue la discreción. Tal fue su afán por ocultar su identidad y esconder su inmenso trabajo fotográfico que no sería casi hasta su muerte cuando se descubrió. A partir de ahí comenzó la leyenda de una fotógrafa diferente cuyo anonimato y arte han fascinado al público, todo envuelto en un aura de misterio que ha inspirado diversos libros y documentales.


Nacida el 1 de febrero de 1926 de madre francesa y padre austriaco, pasó su infancia y juventud entre Francia y Estados Unidos. Pronto su padre desapareció del mapa y en su adolescencia tuvo una gran influencia de Jeanne Bertrand, una fotógrafa francesa que incluso llegó a convivir un tiempo con ella y su madre.


Suponemos, desde el desconocimiento que existe sobre su vida, que fue este hecho lo que la llevó a acercarse al mundo de la fotografía. De hecho, existen documentos gráficos que realizó en sus temporadas en Francia.


En 1951 se instaló definitivamente en Estados Unidos, concretamente en Nueva York, y comenzó su trabajo como niñera, una labor que combinaba con su pasión por la fotografía. En sus ratos libres Vivian era capaz de retratar como nadie a la sociedad neoyorkina en su ambiente y de forma natural. Un tiempo después se fue a vivir a Chicago, donde continuó trabajando como niñera, sin dejar nunca atrás su pasión por la fotografía.

 

Referente de la fotografía de calle
Toda esta obra que fue acumulando, compuesta de material fotográfico, audios y videos de sus vecinas, vecinos y personas anónimas con las que cruzaba caminos, la mantuvo en secreto durante casi toda su vida. Solo en sus últimos años llegaría a deshacerse de parte de su obra, cuando cayó en la pobreza y pudo subsistir gracias a tres de los niños (ahora adultos) que cuidó y la ayudaron. Aun así, después les ocultaría su empeorada situación, que hizo que para pagar la deuda contraída se tuvieran que subastar parte de los negativos que tan celosamente guardaba. Poco después, en 2009, moriría tras una caída en las heladas calles de Chicago.


El descubridor “oficial” de Vivian fue el coleccionista e historiador de Chicago John Maloof, quien compró los negativos y enseguida se interesó por la que está considerada por muchos como la mejor fotógrafa callejera.


Así, gracias a este historiador la fascinante obra de Vivian llegó al público, que acogió con gran interés unos documentos muy destacados del reflejo de la sociedad de mediados del siglo pasado. En los más de 100.000 negativos existentes, Vivian no sólo retrató a gente de Nueva York y Chicago, también a sí misma en espejos, la vida de diferentes etnias y personas sin hogar o lugares destacados de los sitios que visitaba. Como les ha ocurrido a otras/os grandes artistas, Vivian Maier obtuvo el reconocimiento después de su muerte, en este caso gracias al proyecto creado por Maloof para poner en alza su figura.
 

Archivada en:

Infórmate > Noticias
Qué hacemos > Programas | Proyectos | Servicios Actuales > IGUALDAD > Mujeres con historia

MATERIALES RELACIONADOS
Noticias
Boletín

Mantente informado/a

Recibe nuestro boletín

Más info  

  • SEDE PRINCIPALVIGO

    Avda. Martinez Garrido 21, interior
    36205 Vigo (Pontevedra)
     

    986 253 176

  • CALOR-CAFÉ A CORUÑA

    Barrio de las Flores
    C/ Azahar bloque 48, portal 10-bajo
    15008 A Coruña

    881 896 801

  • El desarrollo de esta WEB ha sido posible gracias al mecenazgo de la Fundación Barrié y la RSC de Edisa Logo FBarrie Logo EDISA